Alvaro Reyes

Bogota

Diseñadores de modas

Modas

 
ReyAse00.jpg (11266 bytes)

Alvaro Reyes

Diseñador de modas

Imagenes adicionales en ColArte

ReyAse01.jpg (26589 bytes)

"Para graduarse de diseñador
ser requiere ser reconocido a
nivel internacional"
 

En unas vacaciones de verano, mientras estudiaba contabilidad en Boston, Alvaro Reyes viajó a Nueva York, en donde se dio cuenta de que a pesar de tener facilidades para los números, su vida no estaba en los computadores ni en los balances contables sino en el diseño de modas y en el mercadeo de ropa.  

Su comienzo no fue nada fácil. Al principio parecía más un vendedor ambulante que un diseñador. Cargaba sus diseños debajo del brazo y sólo se los mostraba a sus amigas para que ellas se los compraran. Poco a poco y gracias a la acogida que tuvieron sus primeros diseños, Reyes logró montar su primer almacén en una casa en el barrio Los Rosales de Bogotá, en donde también ubicó su taller y centro de inspiración. Gracias a su dedicación, disciplina, actualización y refinado gusto, Reyes logró que gente famosa colombiana, acostumbrada a vestirse con trajes de diseñadores prestigiosos de Europa y Medio Oriente, comenzara a tener en los roperos sus diseños. Hoy en día cuenta con tres boutiques en la capital y no es sorprendente que en cada una de éstas se pueda contar con la atención de un hombre alto con bata blanca, cuyo gran sentido del humor y extrema perfección hacen que la clientela se sienta satisfecha y a gusto.  

La ropa de este diseñador se fundamenta en el corte del saco de hombre. Su línea se hace con base en varios diseños de hombros por medio de los cuales busca modernizar y darle exclusividad a sus sastres. Su creación tiene un sello inconfundible. A pesar de seguir la tendencia en cuanto a telas, colores y diseños, los acabados, especialmente los botones, constituyen el toque mágico que le proporciona a sus sastres elegancia y sencillez. Pero a pesar de llevar la vanguardia en los elementos mencionados este diseñador bogotano es todo un clásico que evita las tendencias excesivamente arriesgadas.  

Alvaro Reyes tiene ahora un nuevo reto: internacionalizar su trabajo. Ya dio el primer paso. Inauguró su primer almacén en Ciudad de México. Para lograr este reconocimiento a nivel internacional, este diseñador bogotano es consciente que debe mantenerse a la vanguardia de la moda porque al fin y al cabo ésta es como el camaleón: se transforma con una agilidad asombrosa.  

Tomado del Especial de Moda, Revista Semana No. 797, agosto de 1997

horizontal rule

 

Colombiano radicado en Méjico desde hace varios años. Este diseñador traspasó las fronteras, se abrió un lugar en la moda mejicana, pues su boutique está ubicada en una zona exclusiva del Distrito Federal, donde sólo tienen cabida los grandes de la moda como Armani, Louis Vuitton, Ralph Lauren y Dolce & Gabanna, entre otros. Su más reciente colección responde a las tendencias de la moda que se pueden resu­mir en una palabra: el tweed. Los paños sin lugar a dudas recobran importancia para esta tem­porada, paños masculinos que inundan el vestuario femenino en espina de pescado 6 bucle con rayas. Los abrigos, que vuelven a ser protagonistas sobre todo en noches frías, son la prenda máxima. Las arandelas adornan los diseños y las pieles, que no desaparecen del mer­cado. Álvaro Reyes tiene un estilo clásico, que se transforma adoptando conceptos modernos, esto le permite integrar los elementos de la moda al vestuario de la mujer ejecutiva, sin que luzca extravagante o fuera de tono. Ese es el secreto que ha hecho de él un gran represen­tante de nuestra moda en el exterior. Reyes también dijo sí a BOGOTÁ FASHION...BOGOTÁ ES­TÁ DE MODA,

Tomado de Bogota Fashion, suplemento de El Espectador, 20 de marzo de 2001

horizontal rule

 
De los sastres de calle
a las chaquetas de gala
 
Los sastres de Alvaro Reyes siempre han estado entre los preferidos de las señoras. Las razones: el corte impecable, la calidad de sus telas y sus diseños convencionales. De esa manera responde a lo que quieren ellas, que es bá sícamente lucir muy elegantes.

Para 2003 este diseñador bogotano decidió proponer chaquetas de lujo. Para lograrlo recurrió a telas llenas de brillo, texuras y movimiento que permitieron que esta prenda luciera, como siempre, elegante, pero también con matices de alta moda. Los colores son los de temporada. Varios tonos de café, grises, malva y el ínfaltable negro. En los cortes se dejó ver una alta dosis de innovación y nuevas propuestas en los acabados de las piezas. De manera que las faldas, los pantalones, las mangas, los cuellos y en general los detalles de cada prenda mostraron largas horas de trabajo a mano, pero sobre todo el ánimo de Reyes de hacer piezas únicas alejadas de los convencionalismos.

Tomado de la Revista Cromos, No.4440, 16 de marzo de  2003