Veronica Orozco

Actores, Cantantes (Television, cine)

Personaje

 


Verónica Orozco 

http://www.veronica-orozco.com/ 

actriz, cantante

 
 

Vea otras imágenes de Verónica Orozco en ColArte 

   
 
Bogotá

8 Junio 1979
Colombia

Actriz - filmografía
(2000s) (1990s)

  1. Anonima (2015 TV) 
  2. "San Andresito" (2011)
  3. "A corazón abierto" (Greys Anatomy - 2009) ... María Alejandra Rivas
  4. "Mujeres asesinas" (2007) Episodio: Helena, la monja pecadora
  5. "Los protegidos" (2008) TV series .... Lina Santana
  6. "El elegido" (2007)  ... María Lina
  7. Bluff (2007/I) .... Rosemary
  8. Soñar no cuesta nada (2006) .... Dayana
  9. "Las noches de Luciana" (2004) TV series .... Maria Catalina "Katia" Lopera"
  10. "Lectora, La" (2002) TV Series .... Laura Servantes
  11. "Isabel me la Velo" (2001) TV Series .... Isabel Vargas
  12. Bogotá 2016 (2001)
  13. "Alicia en el país de las mercancías" (2000) TV Series .... Alicia Cardona
    ... aka "Alicia en el país de las mercancías y un amor de contrabando" (2000)
  14. "Francisco el matemático" (1999) TV Series .... Magdalena Rivera (1999-2001) - Premio India Catalina
  15. "Madre, La" (1998) TV Series .... Lucía Suárez Caicedo
  16. "Feliz nuevo siglo, doctor Freud
  17. "Oki Doki" (1992) TV Series .... Vainilla

Video

  1. Miénteme (2007) 

Música:

  1. Las bragas
  2. A corazón abierto (2010)
 
 
Información cortesía The Internet Movie Database. Con permiso
 
 
 

"He logrado lo que he querido"

"Tan divinos ustedes los de TV y Novelas, pensar en mi...", dijo apenas saludó al fotógrafo y al periodista. Estaba lista para las fotos: maquillada, peinada y arreglada. Bellísima. Sus ojos irradiaban una alegría inconmensurable. Y sus manos en movimiento hacían una especie de círculo en el aire, para reforzar sus palabras. Hacía bastante tiempo que la actriz bogotana no se sentaba en el diván a conversar largo y tendido con un reportero. En realidad, a Verónica no le gusta responder siempre lo mismo: que si tiene novio, que si está sola, que con quién sale actualmente... No es frívola ni feria su vida privada. Aun así, la Orozco tiene mucho para contar y es dueña de sus propias verdades.

`Vero, como la llaman los suyos, es toda una artista integral, consecuente consigo misma y bastante docta en el asunto del arte. Posee esencia y la vierte en sus frases inteligentes, llenas de sentido. Se comprende. Verónica es hija de actor consagrado: Luis Fernando Orozco. Y es hermana de actriz talentosa: Ana María Orozco. Y si se escarba en su pasado, se entiende aún más su vena artística: desde los 12 años hizo parte del programa Oki doki, después actuó en La madre, más adelante hizo parte de Francisco el matemático, luego protagonizó Alicia en el país de las mercancías e Isabel me la veló, y ahora es la estelar de La lectora. 

Verónica, contrario a lo que piensan quienes jamás se le han acercado, es accesible. Rompe su barrera y abre los brazos una vez se siente cómoda con su interlocutor. Y no es difícil hacerla sentir de esa manera. Simple mente, hay que hablarle de arte, de vida. Eso a ella la hace sentir plena. La estimula a soltar las palabras que amarra en su alma. Sus ojos sonríen. Su boca, como de media luna, va construyendo frases coherentes que hacen pensar y maravillan susurrantes al oído. Vive sola en un céntrico barrio bogotano. Allí, en su guarida, se rodea de sus dos gatos, un consentido persa y un dulce siamés. Verónica Orozco es todo un talento que ha recorrido un largo camino, pero apenas empieza.

Tomado de la Revista TV y Novelas No.364, junio 9 de 2003


 


La provocadora

Por Andrés Zambrano, Editor de Cultura, El Tiempo

"Revoluciona a sus compañeros para que no entren a clase", esa anotación de un profesor del colegio Reyes Católicos, en el informe académico de Verónica Orozco, antes que un motivo de vergúenza, es para la actriz bogotana un fetiche ideológico. Tanto que aún conserva el papelito. No se plantea hacer grandes o pequeñas revoluciones, el razonamiento es más simple, no soporta ser cola de león, prefiere ser cabeza de ratón, mucho más cuando decidió que la actuación y la música eran su destino.

A sus 27 años ya protagonizó novelas como Isabel me la veló y La lectora aunque todavía no ha tenido la oportunidad de enfrentarse a un papel como el de Yo soy Betty la fea, la novela que consagró a su hermana mayor, Ana María. Pero tiene como llegar.

Ahora, su foco de atención es la música y, como to anticipó su profesor del colegio, entró revolucionando o, al menos, haciendo ruido. La carátula de su primer disco, Verónica Orozco, es una fusión gráfica de dos imágenes paradigmáticas del cine mundial y del rock en español.

Por un lado, la hija del actor Luis Fernando Orozco -está de más decir que es bella- luce como una precoz Sharon Stone en su célebre cruce de piernas en Bajos instintos. Por el otro, el pupitre, los lápices y los panties entrelazados en las piernas resultan un guiño a la famosa carátula del disco Dónde jugarán las niñas, del irreverente grupo mexicano Molotov. Si a esto se le suman las fotografías que hizo en la revista Soho y frases como "Que no lo llenes de miedo, si me quito la máscara, si de repente una noche, me levanto a lo hermana y me quito las bragas", incluida en su canción Las bragas, el primer sencillo de disco, es seguro que Verónica estuvo y estará en boca de todos en los próximos meses. 

Disfruta el alboroto: "Me fascina tentar a la gente y llevarla a los límites". Provoca, pero con eso define su espacio. Julio Correal, ex manager de Aterciopelados, destaca la importancia de ser diferente en un medio donde ser el centro de atención es la moneda diaria. "Está estructurando una imagen muy propia. No es simplemente salir a cantar con una camiseta, sombrero vueltiao, un par de shorts de bluyín y hacer tropipop. De eso hay muchos. Verónica asume una posición diferente, un poco como Madonna o las Pussycat Dolls. Nadie va a pensar por eso que ella es una perra". 

Siempre frentera

Orozco escogió el camino difícil, uno en el que no puede darse el lujo de hacer las cosas mal porque nadie la va a disculpar y en cambio si le pueden cobrar cualquier paso en falso. Ese es el peligro de provocar. Pero tiene el temperamento para hacerlo. Nubia Barreto, libretista de Isabel me la veló no tiene dudas de su potencial.  "Siempre tuvo la in quietud de cantar pero prefirió entrar suave. En la novela cantó y lo hizo muy bien. Es una actriz disciplinada, de carácter, muy luchadora en un medio difícil. Busca tocar bordes y eso logra comentarios. Todo tiene que ver con su personalidad. Es fresca y frentera. Además tiene unos picos dramáticos muy fuertes, puede pasar de una escena de mucha ternura a otra de una carga dramática muy intensa". Evita las medias tintas y lo refleja en las letras de sus canciones. Miénteme, por ejemplo, es una canción que comienza con una letra muy dulce; -dice Orózcó- pero luego se descubre que la niña ha sido muy necia, perversa. La canción tiene unos coros muy candy, pero en realidad es muy oscura". Así es todo el disco, tiene empaque fresa, pero está aderezado con gotas amargas. 

Deliciosamente perversa

El asunto de las bragas y las fotos provocadoras no son, necesariamente, la verdad de Orozco. Entendidas como una puesta en escena funcionan, pero no son su realidad.  Pese a que desde los 12 años esta en la televisión -se recuerda su participación en el programa Okidoki-, ahora está concentrada en el canto. Por un tiempo no se le verá más en novelas. Lo único será el filme Soñar no cuesta nada, basado en el caso de los soldados que encontraron una guaca.

La única tentación que le haría rebajarles tiempo a los ensayos con su banda es si la llaman a formar parte del elenco que hará la versión colombiana del musical Cabaret: "pero porque es casi lo mismo".

Y también la suma de todos sus artes, baila, canta y actúa. Porque Verónica sueña y mucho, todos los días según ella, por eso dice que su película favorita es Mudholland Drive (El camino de los sueños), de David Lynch. Un filme que ha visto una y otra vez y que ella es una de las pocas privilegiadas que dice haberla entendido. "Me gusta porque es un sueño y como los sueños no tiene ni principio, ni final". Además de Lynch, cita a Polanski como otro de sus favoritos y entonces uno se da cuenta que en su vida nada es gratuito, Lynch y Polanski son maestros en hacer películas deliciosamente perversas, peligrosamente juguetonas y casi siempre para mayores de 18, como Verónica Orozco.

Tomado del periódico El Tiempo, 18 de junio de 2006


 


L
a actriz y cantante, Verónica Orozco "podría darte tres vueltas si le diera la gana". Es toda una mujer, insinuante y atrevida, que les imprime a sus gestos cierto toque de picardía. Tiene una voz muy sensual y ama las rumbas salseras. Ella sabe lo que tiene y lo muestra sin tapujos. Es famosa pon su destape en Soñar no cuesta nada y ahora se quita las "bragas" con su nuevo disco. 

Cuando no está cantando está componiendo o ensayando su show. Comenzó en el programa infantil Oki Doki. Trasnochó a los colombianos con su atrevido personaje en Los sueños de Luciana y, desde entonces, ha consolidado su fama de mujer fatal con labios sensuales. Su disco está colmado de humor, sensualidad y rebeldía para nada forzados, según la cantante, quien disfruta mucho del humor negro y de las letras picantes. "Algunas historias son mías y otras prestadas", cuenta. Cuando pisa un escenario deja en claro su: estilo y su voz acaramelada. Han sido muy populares sus romances con el actor Nicolás Montero y con el director Rodrigo Triana.

"Nunca me han conquistado", cuenta, "soy yo la que me boto al agua porque no me gustan los rodeos. Es o no es. Cuando me gusta alguien me gustó y punto". Y es eso precisamente lo que los enamora de ella, su carácter directo y frentero.

¿Qué es lo mejor de ser soltera?

Disfruto mucho la soledad. Es cuando uno más se inspira. Como artista eso me encanta.

Lo peor de ser soltera?

Un domingo por la tarde.

Tomado de la Revista Cromos - Solteros y solteras - 2006

 

 


Verónica Orozco en concierto

Será su primera gran aparición en público como cantante y Verónica Orozco dice que está preparada.

Hace dos meses lanzó su primer disco a incluyó Loca, Cuchi, cuchi, Miénteme, Perdóname, Pienso en ti, Descarada, Pasión asesina, EL perfume, Estar contigo y Las bragas.

Este último, el primer sencillo que sonó en la radio -y que sigue sonando-, ya pasó la etapa de la polémica y ahora la gente lo oye con tranquilidad.

"Fue la primera canción que compuse para el disco -hace tres años- y por eso quise que se lanzara como su presentación", dice Orozco.

Y hoy, Verónica Orozco, con su grupo, estará en el parque Simón Bolívar, en el concierto `Divas jóvenes sin indiferencia, evento del Festival de Verano, organizado por el Instituto Distrital de Recrea ción y Deporte (IDRD).

La acompañarán Ilona, nominada al premio Grammy; y Victoria Sur, una joven figura colombiana y promesa de la música.

Tomado del periódico El Tiempo, 18 de agosto de 2006


 

  Un penthouse, las luces de la ciudad a lo lejos, Verónica Orozco en bragas negras. Del otro lado usted, un sofá rojo estilo art déco y dos martinis. Ya cenaron. Usted puso su disco favorito de Miles Davis. Sabe que a ella le encanta la música, que estudió tres semestres en la Escuela Colombiana de jazz. Ella le contó todo sobre su vida y usted, todo sobre la suya. Le confesó que era muy necia, que por eso la echaron del colegio tres veces, que a los 12 años hizo su primer papel en televisión, que su primera novela fue La Madre, que ha protagonizado varias novelas, entre ellas Alicia en el país de las mercancías a Isabel me la veló, y que su vena artística es heredada: su padre y su hermana también actúan. Usted la felicitó por la forma en que cambia radicalmente de personalidad para cada papel. De rebelde, en Francisco, el Matemático, cuando representaba a Magdalena, a niña buena en La lectora. Con las dos se ganó el premio de Mejor Actriz Principal India Catalina. Ella se sonrojó y usted la siguió halagando: "Me gustó aún más tu papel en Feliz nuevo siglo, doctor Freud. Te dirigía Jorge Alí Triana, ¿No? Y ahora, me encanta el que haces como bailarina en las Noches de Luciana". Ella apenas sonríe, pero una copa más de vino rojo y se transforma en Katia, su última creación. Se sube sobre usted, le corta las palabras introduciendo sus dedos en su boca, le suelta la corbata y empieza a quitarse la ropa hasta quedar como la ve en estas fotos. Lástima. Esto no va a pasar, al menos no por el momento. El único que podría estar del otro lado de la foto es Rodrigo Triana, el director de cine y televisión, con quien vive.

Tomado de la Revista SoHo No.56, 2004


 


¡Cómo ha cambiado!

Quizá para el resto del mundo, Verónica es solo la hermana menor de Ana María Orozco, la actriz que le dio vida a la popular Betty, la fea. Mas, para los colombianos que la conocieron hace 16 años en el papel de Vainilla en Oki Doki, Ana María es la hermana de Verónica. Así de simple. A pesar de que esta bogotana de 28 años de edad tuvo claro desde los 5 que quería ser cantante, la vida le mostró otros caminos que ella supo recorrer con éxito. Luego de cantar y bailar en Oki Doki, Vero participó en la telenovela La madre y en la serie Francisco, el matemático. A los 21 años, obtuvo su primer protagónico en la telenovela Isabel me la veló. Volvió a protagonizar al año siguiente, en la serie La lectora. Aunque convenció como actriz con sus personajes de niña buena, fue en 2004 cuando demostró su impresionante capacidad histriónica al interpretar a la malvada y sensual Katia, la antagonista en Las noches de Luciana. Gracias a este personaje, la hija del consagrado actor Luis Fernando Orozco sacó a relucir una faceta insospechada: la de mujer sensual. Fue entonces cuando, a sus 25 años, la tierna Vainilla se transformó, ante los ojos de millones de sorprendidos televidentes, en la mujer que es hoy.

Sin pudor alguno, la actriz dejó claro que se parecía mucho mása Katia que a Vainilla o Isabel. ; Por esto, la eligieron para encarnar a Dayana, la prostituta que enloquece a los soldados de la película Soñar no cuesta nada, dirigida por Rodrigo Triana, quien fue su novio durante varios años. No fue rosca. Verónica es una excelente actriz y cantante que, como valor agregado, tiene uno de los mejores cuerpos de Colombia y mucha actitud.

Luego participó en la película Bluff, y con esto, aparentemente, cerró en el punto más alto su carrera como actriz para dedicarse de lleno a la música. Ahora es intérprete de exitosas y controvertidas canciones que compuso (entre ellas Las bragas), con las que ya tiene conquistados a colombianos, ecuatorianos y mexicanos. 

Su transformación física no es producto de las cirugías plásticas, sino resultado del paso de los años, que en su caso ha sido favorable. La típica niña linda se convirtió en una mujer que desborda sensualidad, sin verse vulgar. Luego de 16 años de sólida carrera profesional, Verónica Orozco ya no protagoniza telenovelas, sino las fantasías eróticas de quienes la ven y escuchan.

Tomado de la Revista TV y Novelas No. 488, 14 de julio de 2007


   

  Verónica Orozco: Miénteme Verónica Orozco: Miénteme
  Verónica Orozco: Miénteme  
  http://www.estereofonica.com/mod.php?mod=gallery&op=media&media_id=412&menu=   
 

Imagen extraida de internet. Derechos reservados del propietario.

Imagen extraida de internet. Derechos reservados del propietario.
 

http://www.mujerescolombianas.tk