Guillermo Herrera

Arquitectos

Construcción

Guillermo Herrera Carrizosa

arquitecto


El arquitecto de las embajadas

Rafael Reyes Carrizosa, nieto del arquitecto Guillermo Herrera Carrizosa, tiene un recuerdo de su abuelo a blanco y negro.

Su nieto también cuenta que Guillermo Herrera fue uno de los arquitectos más cotizados de Bogotá.

"Era muy influyente con la clase dirigente del país. Eso le sirvió para conseguir apoyo para sus obras", explica Rafael.

Herrera fue el autor de las casas de los hermanos Salazar Grillo, hoy sede la Embajada de Venezuela, y el Club del Comercio; la casa de Jorge Camacho Reyes, actual embajada de Brasil, y la casa de Salvador Camacho Reyes, embajada de Suecia. Su residencia particular es en la actualidad la sede Norte del prestigioso Jockey Club de Bogotá, en la carrera 4a. con calle 72.

El mítico Teatro Olympia, el primero en proyectar cine en Bogotá, también es una obra reconocida de Herrera.

La construcción estaba ubicada en el terreno donde se construyó la torre Colpatria.

En pie aún existen tres casas que este pensador diseñó en el costado norte de la calle 70, entre carreras 7a. y 9a., norte de Bogotá.

La casa de su hacienda Susagua, en Zipaquirá, también es de su autoría.

Herrera Carrizosa realizó estudios en la Universidad de Michigan (Estados Unidos) y obtuvo una maestría en la Escuela de Bellas Artes de París. Este arquitecto también ejecutó importantes trabajos en Medellín, como el edificio Henry, (1928), primer rascacielos de esa ciudad.

Tomado del periódico El Tiempo, 13 de noviembre de 2010